jueves, 24 de julio de 2008

Íntimamente asociado a la presencia de aves en el jardín pompeyano es el descubrimiento en algunos de ellos de máscaras bebederos para pájaros, como el ejemplar de arriba. Se caracterizan por ser pequeños vasos cerámicos en forma de cabeza de sátiro con la boca muy abierta de la que surge un falo móvil, a modo de lengua, que servía de apoyo a las aves mientras bebían.
.
Presentaban anillas de suspensión, como en este ejemplar a modo de orejas, ya que se colgaban de las ramas de los árboles. Y para confirmar su uso como bebederos en el interior de los mismos aparecen falos voladores a modo de aves; este detalle decorativo de claro poder profiláctico quizá tuviera la función de contrarrestar la posible intrusión en la casa de algún ave considerada de mal aguero, tal era su superstición.

4 comentarios:

sandra dijo...

curioso! este me ha sorprendido mucho y es increible la cantidad de informacion que se sabe acerca de animales en pompeya.

he estado muy atareada con cosillas en el labo...el finde se presenta soleado asi que aprovechare para estar mas fuera que dentro ;) espero sorprenderos con alguna foto! :D

un beso

El llano Galvín dijo...

Sí que hay información acerca de los animales y las plantas de Pompeya y como es uno de mis temas favoritos ya iré hablando de cosas, como por ejemplo de los insectos. Las últimas excavaciones se están llevando con tanto cuidado que en algunas zonas se están recuperando sus cuerpos y algunas plantas que hacen pensar que la erupción volcánica no se produjo cuando dicen las fuentes clásicas.
Aprovecha el sol finés porque el español está siendo terrorífico. Hace muchísimo calor y una luz que aplasta todo. Imagino que de tus salidas saldrán fotos increibles ¡ya las veré!

Ah, te haré un recopilatorio de música francesa. Yo escucho muchísima. Hace años mi amiga Yoli me abrió esa puerta y me he convertido en un auténtico francofilo (musicalmente y cinéfilamente hablando).

Un beso!!!

maría dijo...

está buenisimo este bebedero, los pajaros se lo pasaban pipa seguro en este columpio

El llano Galvín dijo...

Seguro que sí, además en origen debían ser muy llamativos porque estaban decorados con colores vivos, pero es muy difícil encontrar ejemplares con policromía conservada.